.

.

Pico Fontañán desde La Pola de Gordón

Sábado, 12 de Septiembre de 2.020
Tenemos por costumbre, tras el periodo vacacional, retomar las rutas de montaña con alguna cumbre de tierras leonesas.
'eSrá' en la cima del pico Fontañán, importante enclave estratégico de otro tiempo
        Lampides boeticus - Canela estriada

Y nos ha parecido acertado hacerle una visita a la Reserva de la Biosfera del alto Bernesga, para lo cual nos dirigimos a La Pola de Gordón.

Este municipio, enclavado en la Montaña Central Leonesa está surcado de norte a sur por la cuenca del río Bernesga, y se encuentra a 1.029 mts. de altitud.

De aquí, es de donde parte esta ruta señalizada que nos guía hasta el Fontañán, ascendiendo por la vertiente norte del pico.
La Pola de Gordón desde el primer tramo de la ascensión
Berberis vulgaris - Agracejo      

Desde nuestra casa, nos cuesta casi tres horas llegar a estas altas tierras leonesas situadas al sur de la Cordillera Cantábrica.

Sin embargo, realizamos el esfuerzo con agrado, pues nos vemos recompensados con el disfrute de magníficos bosques y fructíferos valles rebosantes de vida, aun pasado el estío.

    Polyommatus icarus - Ícaro

Aparcamos en La Pola de Gordón, junto al río Bernesga, y atravesamos la vía del tren por el paso subterráneo.

El paso desemboca junto al aparcamiento que tiene el panel informativo de la ruta señalizada como SLC LE-39.

Casi nos dan las once de la mañana cuando comenzamos a caminar tomando dirección Sur, siguiendo el arroyo de los Barrios.


Cicindela sp. - Escarabajo 'tigre', extraordinario cazador de grandes ojos y poderosas mandíbulas

Avellanos
nogalescerezosagracejosespinos.. crecen bien junto al arroyo, aunque pronto salimos a una zona despejada, ganando altura rápidamente.

Dejamos atrás la árida subida abierta por las explotaciones mineras donde se desenvuelven bien las Cicindelas y, atravesando un collado, cambiamos de vertiente para unirnos a un camino que se adentra en el frondoso robledal.


Túnel de vegetación formado por un frondoso robledal y su sotobosque de helechos
      Erithacus rubecula - joven de Petirrojo


Avanzando hacia el oeste, nos encontrarnos una nueva bifurcación con un poste que señaliza hacia el sur el desvío a la cascada de Aguasblancas.

No es nuestra intención ir a conocer hoy la cascada, por lo que seguimos en dirección oeste, discurriendo un tramo junto al arroyo de Villajo.



'eSrá' toma el desvío en dirección Oeste,
el letrero indica al Fontañán 2 h. 35'
Regulus ignicapilla - Reyezuelo listado      


Pocos minutos más tarde, abandonamos la compañía del arroyo de Villajo pues el camino gira claramente hacia el sur, y comienza a ganar altura por el robledal.


Grandes frondes de helecho forman el sotobosque de este robledal
      Achillea millefolium - Milenrama

La Milenrama es una herbácea vivaz que florece en primavera y hasta bien entrado el otoño. De ella se alimentan numerosos coleópteros y larvas, siendo empleada por muchas aves para tapizar sus nidos.

Se le conocen propiedades medicinales como antiinflamatoria, cicatrizante, antiséptica, hemostática, tonificante...

Más de un ejemplar nos acompaña al borde del camino, donde los robles consienten dejar paso a los rayos de sol.

Una fuente, aunque sin agua, nos invita al descanso de media mañana.

'eSrá' hace un alto en la fuente del 'Monte Gigante'
Oudemansiella mucida - 'Seta de porcelana',
su micelio se cultiva para la producción de antibióticos      

Repuestas las fuerzas, proseguimos nuestra senda de ascensión donde, poco a poco, los robles van siendo sustituidos por las hayas.

En algunos de sus troncos ya están creciendo las conocidas setas de Porcelana.

Al alcanzar los 1.400 mts. de altitud, salimos a una campa con vistas que no queremos perdernos.

Hacia el Este: Brañacaballo izda. y Fontún dcha., despuntan al fondo
      Hesperia comma - Dorada manchas blancas

Algunas mariposas se mueven en este soleado pastizal.. licénidos, hespéridos y otros insectos hacen las delicias del fotógrafo.

 
'Ojolince' atraviesa la soleada pradera,
en busca de un insecto que llevarse al objetivo
Hacia el Norte, robledales y hayedos del Concejo de Gordón no nos dejan indiferentes.
Al fondo alcanzamos a ver a 'las Tres Marías' 
Lysandra albicans - Niña andaluza    


Atravesada la pradera despejada de vegetación, nos introducimos en el hermoso hayedo que tapiza la falda norte del pico Fontañán.

En una fresca vaguada, nos sorprende la magestuosidad de algunos de los ejemplares de haya que progresan en la inclinada ladera del pico.


'Ojolince' bajo uno de los imponentes ejemplares de haya (Fagus sylvatica) del Fontañán
      Hipparchia semele - Sátiro común

Con un poco más de esfuerzo, alcanzamos el término del hayedo y llegamos al collado del Fontañán, desprovisto de arbolado.

Nos encontramos a 1.600 mts. y, para hollar la cumbre, hemos de recorrer este pastizal pedregoso salpicado de merenderas, vulnerarias, alfileres de roca..

'Ojolince' dirige sus pasos hacia la cumbre

Anthyllis vulneraria ssp. iberica
Vulneraria de estandarte amarillo, bastante rara  


La cima del pico Fontañán está separada, escasos metros, de otro promontorio rocoso de altitud semejante situado algo más al sur.



Cueva que orada el pico de parte a parte.
Arriba: mojón, cruz y dos buzones de cumbre
Erodium glandulosum - Geranio de las cordilleras
también conocido como Alfiler de roca 


Ambas cimas y la planicie caliza sobre la que se asientan, fueron empleadas en la guerra civil como límite defensivo del estratégico paso, mediante la construcción de trincheras, nidos de ametralladoras, parapetos y fortines de los que aún quedan ciertos vestigios que vamos descubriendo.


'Ojolince' en los últimos metros que conducen a la cumbre del Fontañán
'Ojolince y Sra.' en el Fontañán a 1.629 mts. con un buen panorama...
aunque casi tapamos al pico Polvoreda 
Con algo de zoom, al lado contrario se distingue peña Ubiña y los Fontanes;
a su derecha, 'Las Tres Marías' completan la instantánea
Oenanthe oenanthe - Collalba gris ♀      
Junto a la cumbre y mirando al sur, restos de zanjas parapetadas de roca nos sirven de asiento improvisado para el almuerzo.

Una hembra de Collalba gris también hace uso de estas piedras, acompañándonos en el descanso.

Suaves lomas del Fontañán hacia el sur, Olleros de Alba.
A la izda. al fondo, La Robla
Macrosyringion  longiflorum - Eufrasia Española
también conocida como 'Balea de flor larga'

Localizamos, en esta planicie caliza, una buena población de Eufrasia española Macrosyringion longiflorum.

Esta escrofulariácea, gusta de lugares secos y bien soleados, como este pedregoso enclave en el que nos encontramos.

La vistas que tenemos hacia el sur alcanzan las vegas del Luna, el Bernesga y el Torío.

Sin embargo, hacia el Este, el Fontañán se desploma en una vertiginosa pared vertical por la que, de nuevo, trepa un frondoso hayedo.

Siguiendo la cresta del Fontañán, localizamos los hitos de la ruta circular SLC LE-39, que inician el descenso por la ladera NE del pico.


'eSrá' junto a un hito, en descenso por la ladera NE del Fontañán
Pronto, nos vemos inmersos en un frondoso bosque mixto en el que, con predominio del haya, coexisten acebos, serbales, mostajos, abedules, avellanos..
      Nos internamos en el bosque...
Periparus ater - 'Garrapinos'        

Al poco de entrar en el bosque, a unos 1.250 mts. de altitud, nos encontramos un cruce.

Abandonamos aquí la ruta señalizada que sale a nuestra izquierda y que, en busca del arroyo Bardaduelo, desciende por este valle de forma directa a La Pola de Gordón.

Muscicapa striata - Papamoscas gris


Nosotros continuamos de frente, por el robledal, que comienza a estar salpicado de bosquetes de Pino silvestre donde garrapinos, carboneros, mitos, papamoscas, arrendajos.. hacen las delicias de 'Ojolince y Sra.'


Como así sucede con las curiosas formas de algún 'Silvestre' que no dejan de sorprender al fotógrafo y la modelo.



'eSrá' posa junto a una 'T' de 'Silvestre'
Centaruea scabiosa - Centaura mayor,
de grandes y púrpuras cabezuelas    


El camino que seguimos nos hace pasar por el alto de Monterrey de 1.195 mts.

En su descenso y sin desviarnos a la derecha por el sendero que sale hacia el pueblo de Nocedo de Gordón, obtenemos una bonita vista de la cumbre hoy conseguida.


Los bosques de Gordón y el Pico Fontañán, buena carta de presentación de la Reserva de la Biosfera del Alto Bernesga
El siguiente cruce entronca con la pista principal por la que ascendimos esta mañana, y que nos devuelve al pueblo por el camino junto al arroyo de los Barrios.
'Ojolince' por el camino de regreso a La Pola de Gordón
A eso de las seis damos por concluida la jornada, bien satisfechos de haber conocido unos de los espacios naturales de esta magnífica Reserva de la Biosfera.
PLANO Y PERFIL DEL RECORRIDO
DISTANCIA TOTAL -> 10,80 Kms.              TIPO DE TRAZADO -> Circular
ASCENSIÓN ACUMULADA -> 775 mts.                TIEMPO TOTAL -> 7 h. 10'
'Ojolince y Sra.'
**SED CONSCIENTES DE VUESTRAS LIMITACIONES PORQUE LA MONTAÑA PONE A CADA UNO EN SU SITIO**

Las Corcadas y el Gabanceda desde puente San Martino

Sábado, 11 de Julio de 2.020
En pleno verano, una vez más nos animamos a una atractiva propuesta de Dani RUTINAS VARIAS por la Montaña Leonesa.
En la cima del Gabanceda, desde donde se obtiene una de las mejores vistas de 'Picos'. Foto DANI
      Lycaena virgaureae - Manto de oro

En esta ocasión, viajamos hasta la tierra de La Reina, para dejar nuestro vehículo en el kilómetro 4,5 de la carretera de Portilla de La Reina al puerto de Pandetrave.


Melitaea celadussa - 'Atalia'  de bonito ajedrezado que va de pardo-oscuro a anaranjado    

Equipados y con ánimo de disfrutar de una intensa jornada, atravesamos el río Puerma por el puente de San Martino.

A primera hora comienzan a desperezarse los lepidópteros. Algunos, incluso dejan ser retratados..

Puente de San Martino sobre el río Puerma, a 1.300 mts. de altitud



Enseguida nos encontramos un segundo puente que nos permite atravesar el río de Ceranzo.

Nada más atravesarlo, el camino se bifurca.


Las calizas crestas de Las Corcadas de Ceranzo nos esperan
      Campanula glomerata - 'Campanilla'

Vamos a tomar el sendero que sale a nuestra izquierda, pensando que será más bonito recorrer el valle de Ceranzo a la vuelta.


Senecio adonidifolius,
de inconfundibles hojas bi o tri pinnatisectas


A la sombra de un buen hayedo, vamos en busca del collado de Majadavieja, que nos va a situar a 1.644 mts.



Dani y 'eSrá' a la salida del hayedo, ya van ganando vistas
    Dianthus hyssopifolius - Clavelina deshilachada

Aglais urticae - Ortiguera      









      
Por la ladera sureste del Corcadas hacia Majadavieja
      Orobanche sp.

Desde el collado de Majadavieja, vamos a ir remontando la ladera sureste de esta gran mole caliza.

Ganamos altura con facilidad por terreno bastante despejado de vegetación arbustiva.

Eso sí, comienzan a hacer su aparición especies propias de herbazales de altura: Orobanches, Lirios, Clavelinas, Senecios, Vellosillas, Campanillas... que amenizan, con sus bonitos colores, toda nuestra subida.

En Majadavieja, a 1.800 mts. de altitud, junto al cerro de las Lastras de 1.956 mts., nos damos un pequeño respiro de grandes vistas
Impresiona la vista de 'Picos' desde Majadavieja
      Arenaria grandiflora, bonita cariofilácea cespitosa de tallos erectos o colgantes

Una inclinada ladera herbosa nos separa de la collada de la hoya de Ceranzo.

Y a ella nos dirigimos..


'eSrá' y el cordal de Las Corcadas de Ceranzo. ¡Allá vamos!
Oenanthe oenathe - Collalba gris (juvenil)      

En la collada de la hoya de Ceranzo ya nos encontramos a más de 1.900 mts., de manera que nos vamos topando con algunos amigos de estas alturas...


Gyps fulvus - El Buitre leonado sobre el abrupto macizo central de 'Picos'


Los Buitres leonados atraviesan con facilidad estas colladas, dejándonos perplejos con su magnífico vuelo.

Buitres, Chovas piquigualdas y Collalbas grises son nuestros acompañantes en este trayecto.

Desde la collada de la Hoya de Ceranzo a 1.921 mts., hacia el cordal de Corcadas.
Foto DANI
      Rupicapra pyrenaica parva - Rebeco cantábrico


También, observamos a los que se desenvuelven magníficamente por tierra sorteando, sin problema, todo tipo de obstáculos.



Capra pyrenaica - Cabra montés, introducida en Las Corcadas

El Rebeco cantábrico y la Cabra montés son pobladores de este macizo. 

Nos detenemos unos minutos para observarlos, comprobando con qué envidiable desenvoltura se desplazan.

'Ojolince y Sra.' imitando a rebecos y cabras.
Foto DANI
    Saxifraga canaliculata, crece muy bien en roquedos calizos

Debemos poner cuidado durante todo el cresteo por este macizo.
El terreno es sumamente pedregoso, con mucha roca suelta. Además, está salpicado de 'calares', grandes hoyas abiertas en plena roca.

Libelloides longicornis 'de largas antenas'
Una de las seis especies de libelloides de la península ibérica
      
      Fósil de Crinoideo












Por la calar de Las Corcadas, hacia la cumbre. Abajo a la izda. se observa una de las 'calares'
    Arenaria purpurascens
Endemismo de la Cordillera Cantábrica y Pirineos

Campanula arvatica
Endemismo de la Cordillera Cantábrica















Dani y 'Ojolince y Sra.' en la cima de Las Corcadas
a 2.051 mts.
Constantemente llama nuestra atención la vida que existe en este macizo..
    Erodium glandulosum - Alfilerillo de roca
Geranio de las cordilleras endémico del norte de la península

Gypsophila repens - Gipsófila de roquedos y pedregales













'Ojolince' avanza recorriendo 'la espina dorsal' del macizo, hacia el alto de La Panda
      Monticola saxatilis - joven de Roquero rojo


Estamos a más de 2.000 mts. de altitud y, a cada paso que damos, nos encontramos con algún individuo propio de estas calizas de altura.

Algunos de ellos, endémicos de la Cordillera Cantábrica.





      Lasiommata megera - Saltacercas
Sempervivum vicentei ssp. cantabricum - Siempreviva      









Dani retrata a 'Ojolince y Sra.' en el alto de La Panda a 2.048 mts.
Llegados al final de este cordal, vamos a comenzar el descenso por su empinada y herbosa ladera norte.
      Phyteuma orbiculare, campanulácea de
cabezuela compuesta de 15 a 30 flores
A buen ritmo, 'eSrá' desciende del alto La Panda    











'Ojolince' encuentra muy interesante este herbazal
  Emberiza cia - Escribano montesino

El descenso está resultado cómodo y rápido, y pronto nos vemos inmersos entre escobas y brezos de bajo porte.

Son otras las aves que campan por estos lares: Escribanos, Tarabillas, CurrucasAcentores.. se afanan en sus tareas de cría, dejándose ver en algún descuido.

Seguimos avanzando en dirección NO, dejando a nuestra derecha una cota que ronda los 1.860 mts.


'eSrá' echa la vista atrás para contemplar el cordal de Corcadas que hemos recorrido
Erebia palarica - Montañesa cantábrica
en Thymus praecox - Tomillo serpol      

Dactylorhiza maculata - Satirión manchado, salpicando el herbazal de altura









Viramos en dirección Norte en busca del collado Valcarque...

¡En qué poco tiempo hemos perdido 400 mts. de altitud!

Pasadas las dos, llegamos al collado Valcarque que se encuentra a 1.640 mts., pero bastante cerrado de vegetación.

'Ojolince' en descenso al collado Valcarque que se divisa ahí abajo. El pico Gabanceda al fondo, aún nos queda bastante lejos.
Gyps fulvus - Buitre leonado      
Desde el collado Valcarque podríamos enlazar con la pista de vuelta al valle de Ceranzo pero, hay consenso, y decidimos culminar el buen día de montaña con otra ascensión.

A pocos metros, junto al arroyo, encontramos un lugar para el almuerzo, tras el cual nos encaminamos al Norte pasando por dos collados: collado de Susiella y collado del Vallejuelo.

'eSrá' gana altura dese el collado del Vallejuelo a 1.700 mts.
Allá al fondo quedan 'Las Corcadas de Ceranzo'
      Sideritis hyssopifolia - Té de roca
Vamos pensando en la mejor forma de ganar la cuerda de la sierra de Gabanceda.

Este tramo es el más costoso pues, además del desnivel, hay que abrirse paso entre la vegetación arbustiva.

Zigzagueamos por la ladera de una gran peña sobre la que se distingue la señal que nos indica que entramos en el P.N. de Picos de Europa.

Sobre la cuerda, a 1.900 mts., viramos al Este y ahí tenemos al Gabanceda
Gentiana lutea - Genciana amarilla,
empleada como medicinal y aromatizante    
En los metros de aproximación, nos vemos envueltos entre aromáticas como el Té de roca y la Genciana amarilla.

La ascensión al Gabanceda por su ladera Suroeste no entraña mayor dificultad que el desnivel a salvar en los pocos metros de recorrido.

Linaria alpina ssp. ficaulis
propia de Picos de Europa










En el último tramo, antes de hacer cumbre, debemos superar una corta pedrera entre la que se afanan por crecer algunos ejemplares de Linaria alpina.
      Durante la ascensión por la pedregosa ladera SW
       Salimos de la pedrera a la redondeada cumbre del Gabanceda a 2.042 mts.
      Y qué vistas de 'Picos'!!!
      Y de 'Las Corcadas de Ceranzo'
Chaenorhinum origanifolium - Becerrilla pequeña      
Y de los Mampodres!!
Y de la Montaña de Riaño!!
Y de la Montaña Palentina!!
¡Qué gratificante es esta cumbre!

De ella nos toca descender, ahora por su ladera Este, que es la vía tradicional partiendo del puerto de Pandetrave.

Dani y 'Ojolince' descienden del Gabanceda en busca del valle de Ceranzo
      Melitaea deione - Doncella iberica

Seguimos la loma hacia el Este, descendiendo entre el arroyo Gabanceda y otro arroyo sin nombre, en busca del valle de Ceranzo.

Durante este trayecto tampoco encontramos una senda definida pero, salvo algún corto tramo, se avanza sin dificultad y siempre con buenas localizaciones de herbáceas y mariposas.

Por mencionar algunas: Senecio pyrenaicus, Hieracium pilosella, Pinguicula grandiflora, Geranium cinereum, Dactylorhiza maculata, Teucrium pyrenaicum, Sedum album, Epilobium collinumTeucrium scorodonia..

Seguimos el curso del arroyo que nos abre camino hacia el valle de Ceranzo
Geranium cinereum - Geranio alpino
a quién le gustan las praderas de altura
Epilobium collinum - Epilobio 'montano'










El Epilobio 'montano' aparece en grietas sobre sustratos húmedos o junto a cursos de agua, como es el caso.

A los 1.450 mts. entramos en arbolada combinada con claros de bosque..

Dani y 'eSrá' atraviesan un claro de robledal. La silueta del Gabanceda se perfila al fondo.
Teucrium scorodoniaEscorodonia
crece en márgenes de bosques caducifolios y marcescentes húmedos   

     Lasiommata maera - Pedregosa












Después de recorrer un corto tramo por hayedo, nos unimos a un buen camino abierto en el valle de Ceranzo.

Por el valle de Ceranzo el camino discurre paralelo al río de Ceranzo
Siguiendo el curso del río de Ceranzo, el camino carretero nos lleva de regreso al puente de Ceranzo donde nos separamos hace más de diez horas.
¡¡Magnífica jornada de montaña y naturaleza, 'Ojolince y Sra. damos fé!!
PLANO Y PERFIL DEL RECORRIDO
DISTANCIA TOTAL -> 16 Kms.              TIPO DE TRAZADO -> Circular
ASCENSIÓN ACUMULADA -> 1.196 mts.                TIEMPO TOTAL -> 10 h. 20'
Ojolince y Sra.
**SED CONSCIENTES DE VUESTRAS LIMITACIONES PORQUE LA MONTAÑA PONE A CADA UNO EN SU SITIO**