.

.

La Laguna de la Nava, cobrando vida

Sábado, 13 de Noviembre de 2010
¡Empieza el algarabío en la Laguna de la Nava!
El pasado sábado, con tiempo desapacible hicimos una incursión por la Laguna de la Nava en Fuentes de Nava (Palencia).
El día estaba apagado de luz y ventoso, pero la laguna que denominan de Prado tenía ya un buen encharchamiento y estaba llena de anátidas y ansares comunes.
Desde el observatorio circular que llaman de "El Prao" pudimos hacer este cuadro enmarcado y todo.
Las observaciones realizadas en este punto fueron las habituales: azulones por miles, cucharas, frisos, silbones, rabudos (dos), cercetas, milanos reales, laguneros, gaviota reidora (dos), numerosísimas cigüeñas y los recientemente llegados ansares comunes.
Anser albifrons
Entre el maremagnum de ansares pudimos localizar, lo que nos han confirmado como el primer careto grande de la temporada, llegado a estos parajes.

Después de muchos intentos, obtuvimos una pésima muestra de él.
Se puede apreciar el menor tamaño del ejemplar con respecto a los comunes, así como la mancha blanca en frente y base del pico, que le hace inconfundible.


Únicamente distinguimos este ejemplar de careto grande.


Pero también pudimos leer una anilla de uno de los ansares comunes que se agrupaban al fondo de la laguna de Prao.

Anser anser con anilla B FR
Dando un corto paseo, con todos los bártulos nos acercamos al observatorio "La Colada" que está localizado en altura y permite realizar observaciones sobre la mayor parte del humedal.
Encharcamiento "La Cogolla", desde el observatorio de La Colada
Desde aquí también contamos numerosísimos azulones y ansares comunes. Y pudimos observar el grupo de sesenta y tantas grullas comunes que descansan al fondo de la laguna, próximas a otro abundante grupo de cigüeñas.
Anser anser con anilla G FN
Dando un repaso a los ansares de la zona, también pudimos leer una anilla azul de letras blancas que ya hemos comunicado a la Estación Biológica de la Nava.
Al fondo del área encharcada de La Cogolla se veía el grupo de agujas colinegras que indica el censo del tablón de este observatorio. Imposible la foto.
También cabe destacar el vuelo de garza real, el canto del ruiseñor bastardo y la visita de algún cernícalo común y numerosos trigueros.
Por último mencionar a las avutardas que campan por esta región, que aunque en la lejanía de las lomas, se puede intuir su silueta, con el "teles", claro. 
Regresamos por este camino al aparcamiento habilitado para los vehículos en este espacio natural de la Laguna de La Nava.
Durante el recorrido íbamos amenizados con la algarabía de miles de ansares comunes que no paraban de emitir su típico trompeteo durante sus desplazamientos en las inmediaciones de la laguna.

Y hasta aquí nuestra visita de hoy a La Nava.
¡Volveremos!

Saludos desde Pucela.
Ojolince y sra.

3 comentarios: